Fuentes de RPP Noticias confirmaron que Guillén renunció a su cargo por la cuestionada contratación de Ricardo Cisneros, conocido como Richard Swing.

Sonia Guillén Oneeglio renunció la noche de este viernes a su cargo como ministra de Cultura, tras los cuestionamientos que recibió por la contratación del cantante Richard Cisneros, más conocido como Richard Swing.

Fuentes confiables confirmaron la renuncia de Guillén, quien previamente ya había puesto su cargo a disposición por este caso, el cual calificó como «un tema clamorosamente desagradable». El presidente Martín Vizcarra aceptó su dimisión al cargo.

De acuerdo con diversos informes periodísticos, el Ministerio de Cultura contrató al cantante Richard Swing, quien está vinculado a escándalos en la farándula local, para que realice actividades motivacionales a fin de «mejorar el rendimiento laboral” de los trabajadores del sector.

Los contratos se dieron por un monto de 175 000 soles, desembolso que fue criticado dada la coyuntura que vive el país por la emergencia sanitaria del nuevo coronavirus. Este procedimiento quedó sin efecto, según informaron desde el ministerio, aunque no precisaron si se efectuó el pago.

Al respecto, la Fiscalía inició una investigación preliminar por presuntas irregularidades en la contratación. Las pesquisas se realizarán en un plazo de 60 días por el presunto delito de corrupción de funcionarios en agravio del Estado.

En tanto, desde el Congreso criticaron la contratación y pidieron interpelar a Guillén. El tema también fue tocado durante la presentación del Gabinete Ministerial, que preside Vicente Zeballos, ante el Legislativo para pedir el voto de confianza. 

Guillén, quien asumió el cargo en diciembre de 2019, es la segunda ministra que pierde el Gabinete Zeballos durante la crisis por esta enfermedad, luego de la salida de Carlos Morán del Ministerio del Interior.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here